LA EVOLUCIÓN DE LA HUMANIDAD EN LOS ÚLTIMOS TIEMPOS

La tecnología está aportando al desarrollo de nuestro cerebro, una información a la cual nos estamos adaptando a pasos agigantados y, ha medida que pasa el tiempo, esa misma tecnología nos lleva a seguir investigando y evolucionar cada vez más rápido. Pero eso es en cuanto a la tecnología.

En la historia de la humanidad se han mantenido guerras prácticamente desde la creación de nuestra estirpe hasta nuestros días.

Si fijamos nuestra atención en las batallas que han habido a lo largo de la historia de la humanidad, podríamos decir qui si no hubiera sido así, posiblemente hoy no cabríamos en el planeta, lo cual nos lleva a preguntarnos si todo ha sido premeditado casi desde el principio de la creación.

En muchos lugares del planeta y en tiempos antiguos se ha adorado al Dios sol. ¿Que parte de realidad podría haber en este tipo de leyendas? Distintas clases de religiones que comparten el mismo Dios, aunque con otro nombre, mantienen sus diferencias hasta tal punto que no les importa matarse los unos a los otros para imponer su religión. Parece como si hubieran sido creadas para que se mantengan guerras entre ellos y que el planeta no sea poblado de tal manera que acabara con el resto de las especies, con lo cual la respuesta pudiera ser que no estuviera en este planeta y, por consiguiente, aquello de adorar al Dios sol, tendría algo de realidad.

Si todos hubiéramos seguido al pie de la letra, los diez mandamientos de la ley de Dios, nos daríamos cuenta de que hoy no cabríamos en este planeta, lo que nos lleva otra vez a pensar que aunque fueran casi perfectos como guía para los humanos, no es posible llevarlo a cabo por todos los individuos.

Con el tiempo hemos ido evolucionando de muchas formas. La mentira ha sido una de las claves en nuestra evolución y nos ha ido haciendo cada vez más incrédulos. Los humanos hemos ido creando nuestro propio antídoto ante la mentira y ha medida que vamos creciendo y haciéndonos mayores hemos ido aprendiendo a ser más incrédulos y que, además, puede ser traspasado a través de los genes de padres a hijos. Como se suele decir, de tal palo tal astilla.

La incredulidad es uno de los grandes problemas por lo que los humanos también evolucionamos a pasos agigantados (quien no ha dicho o ha escuchado decir, de lo que veo me creo la mitad y de lo que escucho no me creo nada). Es aquí donde los humanos estamos rompiendo las leyes de la naturaleza y con la cual las propias leyes hechas por las personas van de la mano para el exterminio de gran parte de la sociedad, calculada ya en estos tiempos por los que gobiernan el planeta, ya que se han dado cuenta de que los recursos no dan para tantas personas.

Hoy en día se le suele decir a aquel que se cree lo que le cuentan, que es tonto, o que inocente eres. Sin embargo hay una de las frases escritas en la Biblia dicha por Jesús y que dice: bienaventurados aquellos que sin ver han creído. Esta frase dice algo que muchas personas no pueden comprender, ni siquiera dentro de la propia iglesia.

Cómo norma general el que cree lo que le cuentan, es porque no tiene maldad y suele decir la verdad. Sin embargo el que no cree al que le habla, podría ser que fuera porque sabe que él miente más que habla, tiene el don de ser mentiroso y suele creer que todo lo que le dicen es mentira, es por esto que a día de hoy sólo creemos en aquello que vemos. Evidentemente el ser incrédulo nos ha llevado a no creer en las leyendas antiguas y se ha perdido por el camino una buena parte de la historia, por el simple hecho de no trasmitir de padres a hijos sus conocimientos, quizás porque han creído que no eran importantes. Hoy creemos que lo sabemos todo y que, además, así piensan casi todos los humanos. En los tiempos en que vivimos existen más mentirosos que aquellos que creen en los demás.

Es este el grave problema que impera en nuestra sociedad, con el agravante de que los que gobiernan son el ejemplo para la corrupción en cualquier país del mundo, manipulando a la sociedad y dividiéndola con el fin de que la revolución sea minima y no puedan echarlos de sus tronos.

Esta desconfianza entre las personas, claro está, por consecuencia de tanta mentira, ha alcanzado tal magnitud que ni siquiera se cree en la persona del sexo contrario y, por consiguiente, a no entenderse en pareja. De esta manera se tienen menos hijos, muchas parejas no tienen ninguno. Con esta conclusión volvemos al mismo lugar que en puntos anteriores. Sobra gente en el planeta y hay que reducir individuos cómo sea, por lo tanto la ley de la naturaleza no es tan perfecta y da la sensación de que alguien la maneja.

La mayoría de las personas que existen en el mundo son incrédulas y eso es un grave problema, aunque no se quiera reconocer.

Por Manuel Álvarez manuelalvarez222@outlook.com 29 de abril 2013
Blog: Reflexiones de la vida en un mundo demasiado complejo.

 

 

 

 

IMPRESIONANTE RELATO DE UN PRESO

Apreciado Manuel

Ante todo te pido disculpas por no haber contestado antes. Pero he tenido un mes de soportar las huelgas de funcionarios. Tenía una salida programada para finales de noviembre y por las huelgas quedó anulada. Pero voy a salir acompañado de técnicos de la prisión la próxima semana y seguramente para finales de este mes tendré el tercer grado (permisos, pernoctar en casa y trabajar). Por esto último, te rogaría que si me tienes que escribir sea durante este mes. Si es pasado febrero no lo hagas porque no desearía que tu carta cayera en otras manos; pudiendo leer su contenido. Gracias por tu comprensión.

Me preguntabas si mi ex mujer venia de una familia de padres divorciados. Su madre hacia vida en Barcelona y el padre vivía en una finca próxima a Lérida. Sólo venia a Barcelona una vez al mes y tenían una relación muy fría y distante.

Que te escriban otros compañeros que cumplen condena por el asunto de Género es difícil porque están ofuscados con la injusticia de la condena. No quieren comprender otro punto de vista (el que tiene más sentido). Lo único que hacen es maldecir y contar multitud de pestes sobre su ex y el sistema.

Es decir que quedan bloqueados por la rabia y no entienden de explicaciones ni tampoco filosofías, además la cárcel los vuelve paulatinamente en delincuentes amateurs. Hombres que en libertad no consumían drogas comienzan a consumirlas y hombres que jamás hubieran tenido en la calle amigos ladrones o traficantes u homicidas aquí los tienen. Escuchando y viendo “cosas” que jamás deberían conocer. Creo que los hombres con un problema de género, no deberían de entrar en una prisión y en todo caso deberían entrar en centros monográficos de problemas de género para evitar dicha corrupción del hombre.

Otra faceta es que la condena o el castigo desproporcionado envilece a la persona, al hombre. ¿Por qué? Porque tan mayúsculo sacrificio, pena o castigo hace que el hombre se revele contra el sistema; que es lo que sucede en estas cosas. Muchos tienen el espíritu de la venganza a flor de piel y es una lástima para los que lo sufren. Reniegan día tras día, hora tras hora hasta que casi cerrando los ojos al dormir sueltan: te juro que lo haré. ¡Una lástima!

Por otra parte creo que para un país o un Estado no existe nada más peligroso que un hombre que ya no teme la pena de la prisión…Y creo que es otro factor que el gobierno debería tener muy en cuenta. También aquí dentro los hombres realizan unas prendo-familias y sus alianzas y pactos. Se conectan con otros personajes dentro y en la calle. Se afilan y depuran los pensamientos…Se acentúan los resentimientos y las heridas no cicatrizan como pudieran sanar en la libertad con parecidos técnicos o profesionales.

Debo de contarte que muchos delincuentes también padecen ya la dureza de la Ley contra la violencia de género. ¿Por qué? Porque ellos entran y salen de la prisión. Entran y pagan unos años y al salir encuentran a una mujer que se ha acostumbrado a una nueva vida. Al salir se encuentran a una compañera que no soporta las anteriores costumbres y para quitárselo de “encima” lo más practico sin duda alguna, es denunciar. Así pues todos o la mayoría de internos comprenden el supuesto delito de género. Años atrás podía ser un martirio ya que entrar por haber lastimado a una mujer era muy mal visto; ahora no. Y lo más inaudito y triste es cuando preguntan ¿y porque no la mataste? Como mínimo no te hubiera robado y pasarías más o menos los mismos años. Esta proposición es patética y penosa pero es una realidad.

Deberíamos de pensar en la extremada desesperación  que padece el varón cuando se encuentra en el reducidísimo espacio de movimiento que existe entre el muro de la justicia y la espada de la denuncia de la mujer. Podría ser que en dicha situación entre la desesperación y la locura de escapar del estoque cometa la acción más atroz. Luego podría entregarse, o el suicidio o esperar que lo atrapen.

También se da otro fenómeno que sería hacernos caer en el maniqueísmo de creer que todas las mujeres son la ética, lo bueno y los hombres los anti-ética o los malos.

En el bioxexismo de que los hombres mueren antes y son mas débiles a la vez que menos inteligentes. Pensemos que con los judíos se hizo lo mismo para legitimar su persecución y posterior exterminio.

Se trataría pues de desdibujar la silueta de persona en el hombre para ser visto como un animal. Y a un animal se le puede hacer de todo.

Hoy me he alegrado mucho porque en el canal de T.V. intereconomía han dicho que el gobierno va a tomar las medidas oportunas sobre la descabellada Ley. Que el hombre esta desprotegido y desamparado. Supongo que habrán llegado los lamentos hasta lo más alto y que ya no se puede soportar más tanto sufrimiento gratuito.

Además cuando vamos a salir telefonean para avisar a la víctima y ésta puede “prepararse”. Es el único delito que se avisa a la víctima. Por ejemplo: uno que atraca a una farmacia a punta de cuchillo no se avisa al farmacéutico…

Luego están los obligados cursos sobre la violencia de género. Unos cursos repletos de una ideología fuera del sentido común. Cuando era joven me decían que adoptar unas ideas o pensamientos fuera del sentido común, era sin duda el peor de los bienes. Me eduqué en un colegio de religiosas hasta los 16 años y todos sus consejos fueron mi piedra angular y lo continúan siendo. Pero podemos realizar objeción de conciencia; debemos de realizar los cursos en aras de nuestra libertad.

El ninguneo y el trato vejatorio de machistas es continuo y constante martilleo. Todo lo que les suena a religiosidad o catolicismo les sienta como si fuera vampiros…Pero si llevo la Constitución en mi boca también me lapidan. Podría ser que modelan la Ley a su conveniencia. La famosa Ley del embudo (para ellas lo ancho y para los hombres la estrecha).

En un último intento se intenta una ofensiva contra el Vaticano. Último bastión del machismo en Europa y el clero continúa dormido sin ofrecer su ayuda o una mínima solidaridad por la familia o en última instancia: el hombre.

Podría ser que nadie nos quiera ayudar a sonreír porque desean las simpatías de las mujeres o ser políticamente aceptados. Intentando mirar hacia otro lado mientras vivimos en una época en la que pisotean al hombre ¡Que triste!

Se valen de la ignorancia y de no ser aceptados socialmente para instaurar toda una ideología. Una ideología con mal pronóstico, con mal final, con familias destrozadas o destruidas, con niños sin padres,  con pesares, con heridos, con trastornos psicológicos, con miseria o ruina, resumiendo con mucho dolor y todo ¿Por qué?

Los tiempos, la naturaleza a la larga hace que todas las cosas vuelvan a su sitio: la mujer, mujer y el hombre; hombre. Entonces todo lo que venimos padeciendo será una siniestra diversión que causo dolor a ignorantes de la Ley y para hombres que lo que más saben hacer es trabajar y ofrecer sustento a su familia.

Tengo un montón de preguntas a las que no puedo ofrecer una solución….el tiempo me la ofrecerá.

Cuando este fuera te llamare para conocerte y contarte algo más.

== Es impresionante el relato que nos hace Juan, pero muchas cosas que nos cuenta, se pueden solucionar. Solo es cuestión de voluntad Política

Las personas que ejercen violencia contra su mujer o contra su marido ya sea psíquica o física pueden ser tratadas y se les puede corregir, sin tener porque entrar en prisión, ya que eso puede suceder porque lo vivieron en su casa cuando eran niños/as, o sufrieron maltrato en el colegio, amigos etc. Lo que no se puede corregir es una agresión física o verbal en un momento determinado por consecuencia de una humillación, a la cual, la persona responderá dependiendo del grado de humildad o agresividad que tenga esa persona; “que en este caso no sería violencia de género”. En el caso de que los hijos hayan visto maltrato en su casa, lo más probable es que los hijos también salgan maltratadores independientemente del sexo que sea, es decir; puede salir hombre maltratador o mujer maltratadora, que por lo general podrían serlos todos/as en la misma familia.

Como dice Juan, la naturaleza hará que todas las cosas vuelvan a su sitio. Creo que todos sabemos lo que hizo Hitler con los Judíos, y es verdad que todo volvió a su sitio, pero ¿cuántas personas perdieron la vida? Y ahora ¿cuantos hombres mujeres y niños tendrán que sufrir o perder la vida para que la naturaleza vuelva a poner las cosas en su sitio?

En su desesperanza Juan también pide auxilio a la Iglesia. Hace unos años que yo en uno de mis escritos titulado, SER SOLIDARIO, reclamaba que dónde estaban los que pedían la custodia compartida de sus hijos el día de la manifestación contra el aborto a la que se sumaron las cofradías y algunas personas a las que les mataron a sus hijos como por ejemplo: el padre de la niña Mari Luz. Por si alguien no lo sabe,  en la ideología de Género está incluido el aborto, la destrucción de la familia y que los hombres se vuelvan todos Gays y las mujeres lesbianas, o sea que el feminismo radical no quiere al hombre para nada. Es por esto que quiere destruirlo metiéndolo en la cárcel.

Aunque Juan pensaba que saldría en febrero de 2012 , a día de hoy aún no ha salido, eso quiere decir que estará a punto de cumplir los 6 años de condena, con lo cual la habrá cumplido entera. Mientras que uno por matar a otro hombre lo condenaron a ocho años y salió en dos, no cumplió ni la mitad.

Manuel Álvarez   manuelalvarez222@outlook.com   5  de  abril  de  2013